spa-cirugia-estetica-apartado

spa-cirugia-estetica-apartado

7. Cierre de la herida  

Un cierre de la herida realizado correctamente es crucial, y este paso del procedimiento también debe realizarse de forma  
estandarizada. El cierre de la herida cumple varias funciones. Como se describe a continuación, una técnica de cierre  
multicapa que adapta una gran cantidad de tejido sobre la herida minimiza el riesgo de una futura visibilidad del  
implante. Anclar la herida en la pared torácica define el nuevo pliegue inframamario y coloca la cicatriz directamente en  
el pliegue inframamario

La herida se cierra en tres capas de la siguiente manera. Primero se realiza una capa profunda con tres suturas  
absorbibles 2-0 (Fig

23.15). La aguja pasa primero a través del tejido de la superficie de la pared del pecho. Es importante obtener un buen  
agarre en la fascia muscular y la musculatura para que el hilo no corte el tejido. Sin embargo, el cirujano debe tener  
cuidado de no ir demasiado profundo, por lo tanto corre el riesgo de causar daño a la pleura. La cantidad de tejido  
disponible depende de la constitución del paciente, y puede ser necesario un agarre superfcial en el periostio en un  
paciente muy delgado.



Posteriormente, la aguja pasa a través de las capas profundas de grasa y la fascia de Scarpa en ambos lados de la herida  
antes de hacer el nudo. Cuando se coloca correctamente, esta primera fila de suturas se aproximará a los bordes de la  
herida

La siguiente capa de suturas sirve para aproximar aún más los bordes de la herida y llevar el tejido a una cresta en ambos  
lados de la herida. Se usan suturas invertidas usando un hilo absorbible 3-0 (Fig. 23.16). La aguja pasa a través de la grasa  
subcutánea superfcial a la fascia de Scarpa, agarrándose más superficialmente la dermis profunda y de nuevo en la grasa  
subcutánea más superfcial. De nuevo, se coloca una fila de tres suturas

Finalmente, se coloca la capa más superfcial de suturas

Aquí, los autores usan un hilo de nylon 2-0 no absorbible en una aguja recta (figura 23.17). Esta sutura se usa para  
aproximar la dermis superfcial y la epidermis, y se elimina dos o tres semanas después de la operación

8. Vendaje Se coloca una triple capa de cinta quirúrgica sobre cada herida

La cinta quirúrgica sobre las heridas se retira después de 2-3 semanas al mismo tiempo que se retiran las suturas  
superfciales. Después de la extracción, el paciente debe tratar las cicatrices con cinta quirúrgica durante  
aproximadamente 6 meses, cambiando la cinta aproximadamente una vez a la semana.



Cirujano Plastico Estetico Bogota Medellin Cali Bucaramanga Barranquilla